Quitar puntadas en casa

Los profesionales de la salud utilizan puntos de sutura para curar heridas y cortes profundos. Mucha gente se pregunta si es seguro quitarse estos puntos en casa una vez que la herida haya sanado.

Los cirujanos también usan puntos o suturas para cerrar una incisión después de terminar un procedimiento quirúrgico. Los puntos consisten en hilos delgados que unen la piel mientras cicatriza el corte.

En este artículo, discutimos cuándo es seguro para una persona quitarse los puntos y cómo hacerlo. También cubrimos qué hacer después y cuándo consultar a un médico.

¿Es seguro quitarse los puntos?

Un proveedor de atención médica debe quitarle los puntos a una persona.

Es mejor para una persona que un profesional de la salud le quite los puntos.

Un médico o una enfermera pueden asegurarse de que la herida haya sanado y de que los puntos estén listos para salir. También pueden garantizar la extracción segura de los puntos para minimizar el riesgo de infección.

Algunas personas pueden preferir quitarse los puntos ellos mismos. En este caso, es fundamental consultar con un profesional sanitario si es seguro retirar los puntos antes de hacerlo.

Para quitarse los puntos de manera segura, una persona necesitará algún equipo básico. También deberán tomar algunas precauciones simples para reducir el riesgo de infección.

¿Cuándo es seguro hacerlo?

Los profesionales sanitarios utilizan dos tipos principales de puntos:

  • Puntadas solubles. No es necesario quitarlos. Las enzimas en el cuerpo los descomponen lentamente y eventualmente se disolverán y desaparecerán por sí mismos.
  • Puntadas no absorbibles. Estos vienen en una variedad de materiales, como nailon o seda, y es necesario retirarlos una vez que la herida haya sanado.

Es fundamental que las personas no se quiten los puntos hasta que la herida haya tenido tiempo suficiente para cicatrizar.

Las pautas generales sobre cuánto tiempo esperar antes de quitar los puntos son:

  • 10 a 14 días para suturas en el cuerpo
  • 7 días para puntos en la cabeza o el cuello

Sin embargo, el tiempo de recuperación variará de persona a persona y depende de varios factores, que incluyen:

  • donde está la herida en el cuerpo
  • la profundidad de la herida
  • el tamaño de la herida
  • la salud general de la persona

Una herida curada generalmente se verá rosada con los bordes cerrados. No debe ser doloroso y no debe salir sangre ni líquido.

Sin embargo, es mejor que una persona consulte con un profesional de la salud antes de quitarse los puntos en casa.

¿Que necesitas?

Para quitar los puntos de manera segura en casa, una persona necesitará:

  • jabón antibacterial
  • agua hirviendo
  • un trapo limpio
  • pinzas
  • un pequeño par de tijeras
  • toallitas antisépticas

Cómo hacerlo

Existen diferentes tipos de puntadas, como las puntadas de béisbol, que requieren técnicas específicas para quitarlas de manera segura.

Antes de retirar los puntos, es fundamental que una persona compruebe que la herida haya cicatrizado correctamente y que tenga a mano todo el equipo necesario.

El método de eliminación depende del tipo de costura. Las personas que no estén seguras del tipo de costura que tienen deben consultar con un profesional de la salud.

Si la herida se abre al retirar los puntos de sutura o hay algún sangrado o drenaje de la herida, deténgase inmediatamente y consulte a un profesional de la salud.

Cómo preparar

Para prepararse para quitar las puntadas, siga los pasos a continuación:

  1. Lávese bien las manos con jabón antibacteriano y agua tibia.
  2. Esterilice las tijeras y las pinzas colocándolas en agua hirviendo durante al menos 20 minutos. Luego séquelos con un paño limpio.
  3. Limpia la herida y el área circundante con una toallita antiséptica.
  4. Colóquese en un lugar donde pueda ver las puntadas con claridad, como a la luz del día o bajo una luz intensa.
  5. Cuente el número de puntadas que hay en la piel para poder comprobar que no quede ninguna después.

Para quitar puntadas individuales

La técnica para quitar puntadas individuales es la siguiente:

  1. Sujete el nudo en la parte superior de la puntada con las pinzas y tire suavemente hacia arriba.
  2. Desliza las tijeras debajo del hilo, cerca del nudo y corta el hilo.
  3. Retire con cuidado la puntada rota de la piel y colóquela a un lado. No tire de una puntada o un nudo sin romper a través de la piel. La puntada debería salir fácilmente.
  4. Repite este proceso hasta que hayas quitado todos los puntos.
  5. Cuente las puntadas retiradas y asegúrese de que el número coincida con el recuento original.

El otro tipo de costura que puede tener una persona es una simple puntada corriente. La gente a veces se refiere a esto como una puntada de béisbol porque se parece a la costura de una pelota de béisbol.

Para quitar las puntadas de béisbol:

Siga las instrucciones a continuación para quitar las puntadas de béisbol:

  1. Comenzando en un extremo de la fila de puntadas, agarre el nudo con las pinzas y tire suavemente hacia arriba.
  2. Deslice las tijeras por debajo del hilo y corte la puntada cerca del nudo, pero no tire de la puntada todavía.
  3. Corta cada punto de la fila de puntos hasta llegar al último.
  4. Corta el último punto de la misma manera que cortaste el primer punto de la fila, agarrando el nudo y luego cortando el hilo.
  5. Tire suavemente de los extremos sueltos de las puntadas cortadas para quitar el hilo de la piel.
  6. Verifique que haya quitado todos los puntos de la piel.

Que hacer despues

Un yeso puede proteger una herida de una infección.

Después de retirar los puntos, es vital limpiar el área de la herida una vez más con una toallita antiséptica.

A menudo, quedará una cicatriz del corte o la herida, lo cual es una señal de que el cuerpo se ha curado por sí solo.

El cuidado adecuado de las heridas puede ayudar a reducir la aparición de cicatrices. Este cuidado incluye:

  • Mantener la herida limpia. Evite ensuciar la herida, ya que podría infectarla. Después de lavarse, seque bien la herida con una toalla limpia.
  • Usar protección solar. Las heridas recién curadas son más vulnerables al daño solar. Aplique protector solar de alto factor en el área de la herida o cúbralo en todo momento cuando esté expuesto a la luz solar.
  • Hidratante. La aplicación de un humectante, en particular uno que contenga vitamina E o aloe vera, puede ayudar a reducir las cicatrices.
  • Protegiendo la herida. Dependiendo de la ubicación de la herida, puede ser mejor evitar cualquier ejercicio físico o deporte intenso durante varias semanas después de retirar los puntos, ya que esto a veces puede hacer que la herida vuelva a abrirse. Alternativamente, use un vendaje o apósito para proteger la herida durante el ejercicio.

Cuando ver a un doctor

Si la herida se abre durante la extracción del punto o si sangra o supura, deténgase inmediatamente y consulte a un profesional de la salud.

También es importante consultar a un médico o enfermero si la herida o la piel que la rodea:

  • comienza a sangrar o supurar líquido
  • se hincha
  • se vuelve doloroso
  • se siente caliente
  • reabre
  • comienza a ampollar o aparece una erupción
  • huele mal
  • se siente duro o inusual

Cualquiera de estos síntomas podría indicar que la herida se ha infectado o necesita ser reparada. Una persona también debe buscar atención médica si desarrolla fiebre alta o se siente febril.

Resumen

Los profesionales de la salud usan puntos de sutura para cerrar las heridas mientras cicatrizan. Para asegurar una curación adecuada y reducir el riesgo de infección y cicatrices, es mejor que una persona solicite a un profesional de la salud que le quite los puntos.

Es recomendable hablar con un médico o enfermero antes de intentar quitar los puntos de sutura en casa. Al retirar los puntos, asegúrese de que el equipo esté esterilizado y mantenga la herida limpia en todo momento. Busque asistencia médica si la herida se abre o comienza a sangrar o perder líquido.

none:  monitoreo personal - tecnología portátil tromboembolismo venoso (vte) cáncer - oncología