¿La psoriasis es hereditaria?

La psoriasis es una afección inflamatoria que puede afectar varios sistemas corporales, incluida la piel. Las personas con psoriasis pueden tener mutaciones o cambios en genes específicos, lo que sugiere una participación genética en su desarrollo.

Los resultados de estudios anteriores de familias y gemelos han demostrado que la psoriasis puede ser hereditaria.

La Academia Estadounidense de Dermatología explica que si un padre, abuelo o hermano tiene psoriasis, una persona tiene una mayor probabilidad de desarrollarla. Los científicos también han identificado ciertos factores genéticos que parecen influir.

Sin embargo, tener una característica genética específica o un miembro de la familia con psoriasis no significa que una persona necesariamente desarrollará la afección por sí misma.

Los cambios genéticos pueden aumentar la probabilidad de que se desarrolle la psoriasis, pero los desencadenantes ambientales y los cambios en el sistema inmunológico también parecen influir. Sin un desencadenante ambiental específico, es posible que la psoriasis nunca se desarrolle, incluso en alguien con características genéticas relacionadas con la psoriasis.

A medida que los investigadores aprenden más sobre cómo los factores genéticos pueden afectar la psoriasis, las personas que tienen parientes con la afección pueden comenzar a comprender mejor la probabilidad de que los afecte.

¿Es probable que la psoriasis sea hereditaria?

Los estudios demuestran que la psoriasis puede ser hereditaria.

La investigación sugiere que alrededor del 10% de la población hereda uno o más de los genes que aumentan la posibilidad de desarrollar psoriasis. Sin embargo, solo el 2-3% de la población lo desarrollará.

La razón por la que algunas personas con características genéticas no desarrollan psoriasis es que:

  • Es posible que no tengan la colección correcta de características genéticas.
  • Es posible que no hayan estado expuestos a desencadenantes ambientales específicos.

Esto sugiere que tanto los factores desencadenantes ambientales como los genes influyen en si una persona desarrollará psoriasis.

En otras palabras, una persona cuyos familiares tienen psoriasis puede tener una mayor probabilidad de desarrollar la afección por sí misma, pero quizás solo si también están presentes otros factores.

Por esta razón, no es posible predecir quién desarrollará psoriasis, y una persona cuyos parientes cercanos tienen psoriasis no necesariamente la tendrá.

¿Cómo ocurre la psoriasis?

La psoriasis es una afección sistémica que afecta a varios sistemas del cuerpo e implica un mal funcionamiento del sistema inmunológico.

El sistema inmunológico existe para resolver los problemas que surgen cuando sustancias nocivas, como infecciones o un virus, invaden el cuerpo. La inflamación juega un papel en esta reacción. A veces, sin embargo, el sistema inmunológico funciona mal y reacciona ante una amenaza que no existe.

Esta reacción y la inflamación resultante pueden provocar daños en varias partes del cuerpo. En el caso de la psoriasis, desencadena un crecimiento excesivo de células cutáneas y otros síntomas.

Los cambios en la piel son el signo distintivo de la psoriasis, pero la inflamación puede ocurrir en otras partes del cuerpo. Si ocurre en las articulaciones, puede provocar artritis psoriásica.

En la mayoría de los casos, los cambios genéticos no son suficientes para activar la psoriasis. También deberá estar presente un factor ambiental para desencadenar la condición.

Los posibles desencadenantes incluyen:

  • infecciones crónicas
  • humedad baja
  • el uso de algunos medicamentos, incluidos los betabloqueantes y el litio
  • de fumar
  • obesidad
  • estrés

El consumo excesivo de alcohol también puede influir en el desarrollo de la psoriasis.

Es más probable que afecciones como la diabetes tipo 2 y las enfermedades cardiovasculares ocurran en personas con psoriasis que en aquellas que no la padecen.

Obtenga más información aquí sobre los desencadenantes de la psoriasis.

¿Qué genes involucra y cómo?

Los científicos han identificado varios factores genéticos que podrían ser la base de la enfermedad psoriásica.

Los investigadores han estado investigando qué factores genéticos podrían hacer que la psoriasis sea más probable en algunas personas. Diferentes cambios genéticos pueden aumentar la probabilidad de tipos específicos de psoriasis.

Los genes relacionados con la psoriasis desempeñan principalmente un papel en el sistema inmunológico. Según la Fundación Nacional de Psoriasis, los científicos han identificado alrededor de 25 cambios genéticos que pueden contribuir a la psoriasis.

Detallamos algunos de ellos en los siguientes apartados:

TARJETA14

En 2012, los investigadores identificaron una mutación en un gen llamado TARJETA14 que parece desempeñar un papel en el desarrollo de la psoriasis. Los cambios en este gen pueden provocar una inflamación adicional, según Genetics Home Reference.

La investigación sugiere que los cambios en TARJETA14 podría conducir a la psoriasis cuando también están presentes desencadenantes ambientales específicos.

TARJETA14 parece desempeñar un papel tanto en la psoriasis pustulosa generalizada como en la artritis psoriásica.

Interleucinas

Los cambios en otros genes y grupos de genes pueden afectar el funcionamiento del sistema inmunológico al aumentar la respuesta inflamatoria.

Muchos genes pueden desempeñar un papel en la psoriasis o aumentar la susceptibilidad de una persona a la enfermedad.

Por ejemplo, el IL23R El gen juega un papel en la vía del sistema inmunológico que involucra a las interleucinas 17 y 23. Las terapias biológicas específicas para la psoriasis se dirigen a estas interleucinas.

Los cambios en el complejo del antígeno leucocitario humano (HLA) pueden aumentar el riesgo de artritis psoriásica. Este grupo de genes juega un papel en la distinción entre invasores extraños y tejido corporal.

Cada tipo de psoriasis puede implicar cambios en varios genes. Además, algunos cambios genéticos pueden estar presentes en varios tipos de psoriasis. Un gen también puede tener una variedad de variantes.

Los investigadores continúan investigando varios genes y sus conexiones con la psoriasis.

¿Cómo identifican los científicos los genes?

El proceso de determinar qué genes afectan la psoriasis es una tarea difícil que implica los siguientes pasos:

  1. Los investigadores identifican una característica genética que es más común en personas con psoriasis.
  2. Investigan cómo funciona el gen en uso normal.
  3. Observan cómo se comporta el gen en una persona con psoriasis y cómo este comportamiento difiere de su función normal.

Cómo puede ayudar el conocimiento de los genes

La investigación en curso sobre los factores genéticos ha dado lugar a opciones de tratamiento más eficaces.

Los investigadores han determinado hasta ahora los siguientes puntos:

  • Los factores genéticos aumentan la susceptibilidad de una persona a la psoriasis.
  • Algunos genes específicos pueden influir en los cambios psoriásicos.

Si los científicos pueden descubrir exactamente qué genes causan una afección y cómo cambiarlos, es posible que puedan desarrollar tratamientos novedosos e incluso una cura.

La terapia biológica es ahora una opción de tratamiento común para ciertos tipos de psoriasis. Estos medicamentos se dirigen a componentes específicos del sistema inmunológico. Son eficaces para reducir el número de brotes y la gravedad de los síntomas.

¿El azar juega un papel?

Los investigadores tienden a estar de acuerdo en que la causa más probable de la psoriasis es que los cambios en genes específicos relacionados con la inmunidad se combinan con desencadenantes ambientales en un momento determinado.

El azar puede desempeñar un papel menor, ya que una persona probablemente necesite una combinación muy específica de cambios genéticos para que se desarrolle la psoriasis. Incluso entonces, es posible que la psoriasis no se produzca sin un desencadenante, como una infección.

Algunos desencadenantes se pueden evitar, pero otros no. Por ejemplo, las personas se vacunan y practican una buena higiene para reducir el riesgo de infección, pero no es posible prevenir todas las enfermedades.

Sin embargo, existe una mayor incidencia de tabaquismo entre las personas con psoriasis, lo que sugiere que fumar puede ser un desencadenante de la afección. Fumar es un factor que las personas pueden optar por evitar.

Si estos factores no están presentes, los científicos creen que es posible que una persona no desarrolle psoriasis durante su vida.

Resumen

Existe evidencia que sugiere que la psoriasis puede ser hereditaria y que los factores genéticos influyen. Sin embargo, tener un familiar con psoriasis no significa que una persona la desarrollará por sí misma.

A medida que los investigadores continúan aprendiendo más sobre el papel de los genes en la psoriasis, están surgiendo nuevas formas de tratar y prevenir la afección.

Algún día, esta información podría conducir a una cura.

none:  drogas audición - sordera epilepsia