Los mejores alimentos para comer con fibrosis quística

Incluimos productos que creemos que son útiles para nuestros lectores. Si compra a través de los enlaces de esta página, es posible que ganemos una pequeña comisión. Este es nuestro proceso.

Llevar una dieta equilibrada es fundamental para las personas con fibrosis quística. Mantener un buen estado nutricional puede ayudar a una persona a mejorar su bienestar, mantener sus síntomas bajo control y combatir las infecciones.

Las personas con fibrosis quística (FQ) tienen necesidades dietéticas específicas. Requieren hasta el doble de calorías que las personas sin FQ porque vivir con una infección crónica del pecho significa que el cuerpo utiliza más energía.

Algunas personas con FQ desarrollan problemas pancreáticos que conducen a dificultades para digerir los alimentos y absorber los nutrientes, incluida la grasa. Estos problemas pueden resultar en deficiencias nutricionales y poco aumento de peso.

Además, muchas personas con FQ experimentan pérdida de apetito en algún momento, lo que aumenta el riesgo de desnutrición.

Los niños y adultos con FQ deben consumir una dieta saludable y nutritiva que contenga alimentos de cada uno de los principales grupos: carbohidratos, grasas y proteínas. Las personas con FQ pueden encontrar los siguientes 10 tipos de alimentos especialmente beneficiosos para incluirlos como parte de una dieta equilibrada.

1. Frutas

Comer fruta puede reducir los bloqueos intestinales en personas con FQ.

Las frutas son particularmente ricas en antioxidantes y fibra.

Las frutas y otros alimentos ricos en fibra pueden reducir los bloqueos intestinales en personas con FQ, mientras que los antioxidantes pueden ayudar a combatir las infecciones. La investigación sugiere que la ingesta de suplementos antioxidantes puede reducir la inflamación y los síntomas respiratorios en personas con FQ.

Aunque el estudio involucró a personas que tomaban suplementos, los antioxidantes de los alimentos también pueden ser útiles. Algunas frutas contienen vitamina C, que es un antioxidante esencial.

Los niños y adultos con FQ pueden disfrutar de una variedad de frutas, que incluyen:

  • albaricoques
  • plátanos
  • arándanos
  • melones
  • pomelo
  • mangos
  • naranjas
  • melocotones
  • fresas

La fruta es un excelente refrigerio cuando se está de viaje. También es una forma deliciosa de agregar dulzura y nutrientes a los cereales para el desayuno, la avena, el yogur y muchos otros platos y bocadillos.

2. Verduras

Al igual que las frutas, las verduras ofrecen muchos beneficios para la salud. Son ricas en antioxidantes y fibra y contienen vitaminas y minerales esenciales, incluido el calcio. Sin embargo, las verduras de hoja verde oscura son probablemente la mejor opción porque también son una buena fuente de los siguientes nutrientes:

  • Hierro, que transporta oxígeno por todo el cuerpo y ayuda a combatir las infecciones.
  • Vitamina A, que aumenta la inmunidad y favorece la salud de los ojos e intestinos.
  • Vitamina K, que juega un papel en la coagulación de la sangre.

Las personas pueden obtener vitamina K de las siguientes verduras de hojas verdes oscuras:

  • Rúcula
  • bok choy
  • brócoli
  • coles de Bruselas
  • hojas de berza
  • col rizada
  • Hojas de mostaza
  • Espinacas

Una persona también debe incluir una variedad de otras verduras en su dieta. Las verduras de color naranja, como las zanahorias y las batatas, son buenas fuentes de vitamina A, mientras que el ajo tiene propiedades antibióticas que pueden proteger contra infecciones bacterianas y virales.

Algunas personas con FQ pueden necesitar tomar suplementos. Todos los suplementos multivitamínicos que los fabricantes han creado específicamente para personas con FQ contienen vitamina K. La inclusión de esta vitamina es importante porque muchas personas con FQ toman antibióticos con regularidad para prevenir infecciones y, como resultado, pueden producir menos vitamina K en sus intestinos. .

3 huevos

Una persona con FQ debe comer alimentos ricos en proteínas para ayudar al mantenimiento de los músculos y la capacidad física. La investigación sugiere que las proteínas pueden prevenir la pérdida de masa muscular y mejorar el resultado de las personas con FQ.

Los huevos son una buena fuente de proteínas, con un huevo duro grande que contiene más de 6 gramos (g) de proteína. Al igual que otros productos de origen animal, los huevos contienen vitamina B-12, un nutriente esencial para la formación de glóbulos rojos y la función nerviosa adecuada.

Los huevos suelen ser la comida favorita de los niños, especialmente los huevos revueltos o fritos. La gente también puede usarlos para hacer tortillas.

4. Pescados y mariscos

El pescado y el marisco son fuentes excelentes de proteínas, hierro y vitamina D. El consumo de pescado graso, como el salmón, el arenque y la trucha, es una buena forma de aumentar la ingesta de calorías y grasas saludables.

Las personas necesitan vitamina D para tener huesos fuertes y para ayudar a la absorción de calcio. Las personas con FQ deben mantener sus huesos sanos porque tienen un mayor riesgo de desarrollar enfermedades de los huesos, como osteoporosis u osteopenia.

Los mariscos contienen altos niveles de zinc, que es un mineral esencial que apoya el crecimiento y desarrollo normal en niños y adolescentes. A lo largo de la vida de una persona, el zinc facilita la curación y la buena inmunidad.

Una deficiencia de zinc puede afectar el gusto y el olfato, lo que podría reducir aún más el apetito de una persona con FQ. Según los Institutos Nacionales de Salud (NIH), las ostras se encuentran entre las fuentes más ricas en zinc, con 3 onzas (oz) que contienen el 493% de las necesidades diarias de una persona, junto con el 44% de su requerimiento diario de hierro.

5. Nueces

Las nueces contienen buenas cantidades de proteína y fibra.

Las nueces son un refrigerio excelente tanto para niños como para adultos con FQ porque son ricas en calorías y grasas saludables y contienen buenas cantidades de proteínas y fibra.

Las nueces también contienen varias vitaminas y minerales. Las almendras son una gran fuente de vitamina E antioxidante, y 1 onza proporciona el 37% de la ingesta diaria recomendada.

Los cacahuetes son otra excelente fuente de vitamina E, mientras que las nueces de Brasil son ricas en selenio, un nutriente que protege contra el daño oxidativo y las infecciones.

Los niños mayores y los adultos pueden disfrutar de frutos secos enteros como aperitivo, ya sea solos o en una mezcla de frutos secos. Las personas también pueden agregar nueces a ensaladas, yogures, cereales para el desayuno, batidos y productos horneados.

Es importante evitar dar frutos secos enteros a los niños menores de 4 años, ya que suponen un peligro de asfixia. En cambio, los niños pequeños pueden comer mantequilla de nueces, que los padres y cuidadores pueden untar en galletas saladas, pan o rebanadas de frutas y verduras para hacer un bocadillo delicioso. Las harinas de nueces pueden aumentar el contenido calórico y el valor nutricional de muchos platos y son seguras para los niños pequeños.

6. Productos lácteos

Los lácteos son una buena fuente de calcio. El calcio es un mineral esencial para todos, pero puede ser especialmente importante para las personas con FQ que tienen un mayor riesgo de enfermedad ósea.

El cuerpo no produce calcio de forma natural, pero las personas pueden agregarlo a su dieta tomando suplementos o consumiendo productos que lo contengan.

Los productos lácteos enteros también proporcionan cantidades significativas de grasas y calorías saludables. Las personas pueden aumentar su ingesta de lácteos al:

  • elegir yogur griego en lugar de yogur regular
  • mojar rodajas de frutas o verduras en queso crema
  • agregar queso a los sándwiches
  • mezclar leche en polvo con papas, sopas y huevos revueltos
  • mezclar yogur o leche entera en batidos
  • rallar queso parmesano en platos de pasta, verduras y ensaladas
  • elegir un café con leche en lugar de un americano al tomar café

7. Aceite de oliva

Las necesidades energéticas de las personas con FQ son mucho mayores que las de las personas sin la enfermedad. Algunos expertos recomiendan que las personas con FQ obtengan el 40% de sus calorías totales de la grasa.

Sin embargo, es fundamental aumentar las grasas y las calorías de forma equilibrada. Las investigaciones sugieren que muchos niños con FQ consumen demasiadas grasas saturadas e insuficientes ácidos grasos poliinsaturados (PUFA). Esta alta ingesta de grasas nocivas para la salud puede aumentar el riesgo de enfermedades cardíacas.

Una forma sencilla de aumentar la cantidad de PUFA en la dieta es introducir aceite de oliva, que es un componente esencial de una dieta antiinflamatoria y mediterránea. Agregar este aceite también puede ayudar a las personas a ingerir calorías y grasas adicionales cuando les falta el apetito.

Intente agregar aceite de oliva al pan, ensaladas, platos de verduras, salsas para pasta, sopas y guisos.

Otras buenas fuentes de grasas insaturadas incluyen:

  • palta
  • nueces
  • semillas
  • aceite de linaza

8. Chocolate negro

El chocolate negro es un bocadillo delicioso y es una buena fuente de calorías y grasas. Según un artículo de la Revista Internacional de Medicina Preventiva, el cacao también es una fuente importante de antioxidantes y puede tener propiedades antiinflamatorias.

Las personas con FQ pueden disfrutar del chocolate negro como parte de una dieta bien equilibrada. Una porción de 1 onza contiene 170 calorías, 12,1 g de grasa y 64,6 miligramos (mg) de magnesio.

El magnesio juega un papel en más de 300 reacciones químicas en el cuerpo y es necesario para huesos y músculos sanos. La mayoría de los adultos deben tratar de obtener 310-420 mg por día.

Para aprovechar los beneficios del chocolate amargo, es mejor optar por un producto que contenga al menos un 70% de sólidos de cacao.

9. Batidos de proteínas y alto contenido calórico

Cuando las personas con FQ pierden el apetito, los batidos de proteínas y los suplementos nutricionales pueden desempeñar un papel importante para mantener un buen estado de nutrientes y prevenir la pérdida de peso.

Estos batidos están disponibles en diferentes sabores y en una variedad de formas, que incluyen:

  • polvos aromatizados
  • batidos lácteos preparados
  • bebidas altas en calorías
  • jugos ricos en proteínas

Sin embargo, las personas no deben reemplazar regularmente las comidas con suplementos nutricionales. Las personas que luchan con la pérdida persistente del apetito deben hablar con un dietista para encontrar un plan que les funcione.

10. Sal

Agregar sal a los alimentos puede ayudar a reemplazar la sal que se pierde con el sudor.

Si bien muchas personas se beneficiarían de la reducción de la ingesta de sal, las personas con FQ a menudo necesitan aumentar la suya para reemplazar la sal que pierden a través del sudor. Algunas personas con esta afección pueden necesitar consumir más sal durante el clima cálido y cuando hacen ejercicio.

Las formas sencillas de aumentar la ingesta de sal incluyen:

  • comer bocadillos salados, como nueces saladas, encurtidos o galletas saladas
  • agregar sal a los alimentos al cocinar
  • usando salsa de soja
  • cocinar verduras en caldo en lugar de agua
  • beber bebidas deportivas para reemplazar el sodio y otros electrolitos

Comidas que se deben evitar

La mayoría de los alimentos son adecuados para personas con FQ. Sin embargo, debido a que estas personas tienen mayores necesidades de calorías y grasas, deben tratar de evitar los alimentos que los fabricantes etiquetan como dietéticos, bajos en grasa, sin grasa o reducidos en calorías.

Resumen

Las personas con fibrosis quística deben intentar consumir una dieta equilibrada que contenga calorías y grasas adicionales. Comer de manera saludable puede ayudar a aliviar los síntomas de la afección y prevenir complicaciones.

También es esencial beber muchos líquidos para diluir la mucosidad de los pulmones. La mayoría de las personas también necesitan suplementos dietéticos y enzimas digestivas.

Puede ser útil trabajar con un dietista para garantizar una dieta saludable y equilibrada.

COMPRAR ALIMENTOS Y SUPLEMENTOS

Los alimentos y suplementos que mencionamos en este artículo están disponibles para comprar en tiendas y en línea:

  • mantequilla de nueces
  • suplementos de calcio
  • aceite de oliva
  • aceite de linaza
  • 70% chocolate negro
none:  melanoma - cáncer de piel asma cáncer - oncología