Causas comunes del dolor de ombligo

Hay muchas razones por las que alguien puede experimentar dolor en el ombligo. Algunas causas están relacionadas con afecciones graves y potencialmente fatales, mientras que otras son problemas estomacales simples y que se pueden resolver.

Cualquiera que experimente dolor en el ombligo debe hablar con su médico, quien puede determinar mejor si el dolor es grave o no. Muchas afecciones menores pueden causar dolor en el área del ombligo e incluso irradiarse a otras áreas del cuerpo, incluida la pelvis, las piernas y el pecho.

Las causas comunes incluyen indigestión, estreñimiento y embarazo. El tratamiento depende de la causa subyacente.

Datos rápidos sobre el dolor de ombligo:

  • El embarazo puede hacer que las mujeres tengan dolor en el ombligo.
  • Algunas afecciones temporales pueden causar dolor abdominal.
  • Cualquiera que se someta a una cirugía abdominal puede experimentar dolor en el ombligo.
  • El estreñimiento puede causar dolor en el ombligo, pero generalmente no es una afección grave.

Indigestión

La indigestión puede ser una causa de dolor en el ombligo.

La indigestión también se llama dispepsia o malestar estomacal. Provoca dolor, ardor o malestar en la parte superior del abdomen, que se irradia al área del ombligo.

La indigestión se puede tratar con antiácidos y bloqueadores de ácido de venta libre.

Según el Instituto Nacional de Diabetes y Enfermedades Digestivas y Renales, 1 de cada 4 personas en Estados Unidos ha experimentado indigestión. Además, de los que consultan a un médico por indigestión, a 3 de cada 4 personas se les diagnostica dispepsia funcional.

La dispepsia funcional causa dolor en la parte superior del estómago que se irradia al ombligo. Es una dolencia que aparece y desaparece pero que no tiene una causa conocida.

Al igual que la indigestión, la dispepsia funcional se puede tratar con antiácidos y bloqueadores de ácido de venta libre. Las terapias supresoras de ácido recetadas pueden ayudar cuando estos medicamentos no lo hacen.

El embarazo

El dolor leve en el ombligo no es motivo de preocupación, pero las mujeres que experimentan molestias y dolores importantes y continuos deben informarlo a un médico.

Una hernia umbilical durante el embarazo es otra posible razón para el dolor de ombligo durante el embarazo. Sin embargo, estos tipos de hernias son poco frecuentes y afectan a las mujeres embarazadas con múltiples o que padecen obesidad grave y están embarazadas.

Los síntomas de una hernia umbilical incluyen:

  • un bulto cerca del ombligo
  • hinchazón alrededor del ombligo
  • dolor en, alrededor y cerca del ombligo
  • náuseas y vómitos

Estreñimiento

El dolor de ombligo puede ocurrir cuando una persona está estreñida.

El estreñimiento es una afección generalizada que se define como una persona que tiene 3 o menos evacuaciones intestinales en un período de 1 semana, según el Instituto Nacional de Diabetes y Enfermedades Digestivas y Renales.

Casi todo el mundo sufre estreñimiento de vez en cuando, y el estreñimiento que dura poco tiempo no es grave. El estreñimiento ocasional se trata con ablandadores de heces y agregando fibras sintéticas o procesadas a la dieta.

Sin embargo, cualquier persona que experimente estreñimiento durante 2 o más meses debe consultar a un médico.

¿Cuáles son las otras posibles causas?

Otras causas potenciales de dolor en el ombligo incluyen dolor después de la cirugía, infecciones del tracto urinario (ITU), infecciones bacterianas y gastroenteritis.

Dolor después de la cirugía

La mayoría de las veces, el dolor causado por la cirugía se resolverá a medida que el cuerpo se recupere. Los analgésicos pueden ayudar, según la gravedad del dolor.

Cualquier dolor intenso e hinchazón que incluya lo siguiente debe ser motivo de investigación adicional:

  • fiebre
  • náusea
  • vomitando
  • Diarrea

Las personas que experimenten alguno de estos síntomas deben visitar a su médico, ya que son signos de una infección.

Infecciones del tracto urinario

Las infecciones urinarias son más comunes en mujeres que en hombres, pero cualquier persona, incluidos los niños, puede contraer una infección urinaria. Las infecciones urinarias pueden causar dolor en el abdomen y el ombligo.

Las infecciones urinarias son causadas por bacterias y se tratan con antibióticos.

Infecciones bacterianas del estómago

Las bacterias intestinales malas pueden ingresar al cuerpo y vivir en el tracto digestivo durante muchos años. Con el tiempo, las bacterias pueden causar llagas dolorosas en el revestimiento del estómago y el intestino delgado. A veces, estas infecciones ponen a las personas en riesgo de contraer cáncer de estómago.

Las infecciones pueden causar dolor en el ombligo y dolor en todo el abdomen.

Las infecciones bacterianas del estómago se pueden tratar con antibióticos. Una vez que los antibióticos comienzan a funcionar, el dolor de ombligo y abdomen y otros síntomas generalmente desaparecen.

Gastroenteritis

Comúnmente conocida como gripe estomacal, la gastroenteritis es causada por consumir alimentos o bebidas contaminados o por tener contacto directo con una persona infectada. El dolor de ombligo, el estómago y los calambres son síntomas clásicos de la gastroenteritis.

La gastroenteritis generalmente mejora por sí sola. Cualquier persona que experimente deshidratación por vómitos y diarrea, tenga sangre en las heces, no pueda retener líquidos o tenga síntomas que duren más de 3 días debe comunicarse con un médico.

Causas más graves de dolor en el ombligo

Algunas afecciones que causan dolor en el ombligo son particularmente dolorosas, pero la mayoría son tratables y curables. Incluso aquellas afecciones que no se pueden curar son tratables y el dolor se puede controlar.

Cálculos biliares

Los ataques de vesícula biliar resultantes de cálculos biliares son muy dolorosos y el dolor intenso suele ser el primer indicador de un problema. El dolor tiende a comenzar en el abdomen y viajar al ombligo.

La única forma de tratar el dolor por cálculos biliares es someterse a una cirugía para extirpar la vesícula biliar. Una vez que se extrae la vesícula biliar, el dolor desaparecerá.

Apendicitis

Un apéndice inflamado que puede resultar en cirugía, puede ser una causa de dolor severo en el ombligo.

La apendicitis es una condición muy dolorosa que causa un apéndice inflamado. Una reseña en el Anales de cirugía informó que hubo casi 400,000 diagnósticos de apendicitis en América del Norte en 2015.

La apendicitis puede ser grave e incluso provocar la muerte.

La apendicitis no tratada puede causar peritonitis, que ocurre si el apéndice se rompe y la infección se propaga al abdomen.

La peritonitis es una inflamación peligrosa y potencialmente fatal del revestimiento del estómago que cubre los órganos del estómago.

El dolor de apéndice generalmente comienza alrededor del ombligo y se irradia por todo el abdomen. El dolor empeora con cualquier movimiento, incluidos caminar y toser.

Además del dolor, la apendicitis causa los siguientes síntomas adicionales:

  • náuseas y vómitos
  • perdida del apetito
  • estreñimiento o diarrea
  • fiebre
  • hinchazón o distensión abdominal
  • incapacidad para expulsar gases

Cualquiera que sospeche que puede tener apendicitis porque tiene dolor severo en el ombligo y el abdomen o cualquiera de los síntomas mencionados anteriormente, debe buscar atención médica inmediata.

Pancreatitis

La pancreatitis es una afección médica en la que el páncreas se inflama.

En la pancreatitis, las enzimas digestivas comienzan a moverse hacia el páncreas antes de que se liberen en el intestino delgado y ataquen al páncreas. El dolor de ombligo es un síntoma clásico de páncreas inflamado.

La pancreatitis es a menudo una afección crónica y el dolor de ombligo nunca se resuelve por completo. El tratamiento puede ayudar a controlar la pancreatitis crónica.

Trastornos del intestino delgado

Los trastornos del intestino delgado, como la enfermedad de Crohn, pueden causar un dolor intenso dentro y alrededor del ombligo. Estos tipos de afecciones son crónicas y dolorosas, pero se pueden tratar.

Cuando ver a un doctor

El dolor de ombligo tiene más de una causa posible. Las siguientes circunstancias de dolor en el ombligo pueden requerir atención médica inmediata y no deben suspenderse:

  • dolor severo que afecta e impide la actividad diaria
  • dolor que causa despertarse por la noche o detiene a alguien en seco
  • dolor acompañado de vómitos intensos
  • dolor con heces con sangre
  • dolor resultante de una lesión

La mayoría de las veces, el dolor de ombligo no es grave, pero en algunos casos puede serlo. Determinar la causa del dolor abdominal puede ayudar a una persona a controlarlo con los tratamientos adecuados.

Por lo tanto, cualquier persona que experimente un dolor de ombligo muy doloroso o inusual debe informar a su médico.

none:  vascular dolor de cuerpo melanoma - cáncer de piel