15 posibles causas de dolor abdominal

Incluimos productos que creemos que son útiles para nuestros lectores. Si compra a través de los enlaces de esta página, es posible que ganemos una pequeña comisión. Este es nuestro proceso.

El dolor abdominal o de estómago se refiere a la incomodidad en el espacio entre el pecho y la pelvis. La mayoría de los casos de dolor abdominal son leves y tienen una variedad de causas comunes, como indigestión o distensión muscular.

Los síntomas a menudo se resuelven rápidamente por sí solos o con un tratamiento básico. El dolor abdominal, especialmente con síntomas graves o crónicos, también puede ser un signo de afecciones médicas subyacentes más graves, como cáncer o insuficiencia orgánica.

El dolor abdominal repentino, intenso o prolongado puede requerir tratamiento médico inmediato.

¿Qué es el dolor abdominal?

Crédito de la imagen: baona / istock.

Los problemas digestivos se consideran la causa más común de dolor abdominal. Las molestias o irregularidades en cualquier órgano o parte del abdomen pueden provocar un dolor que se irradia por toda la zona.

Muchas personas se refieren al dolor abdominal simplemente como dolor de estómago. Sin embargo, el abdomen contiene muchos órganos vitales, músculos, vasos sanguíneos y tejidos conectivos que incluyen:

  • estómago
  • riñones
  • hígado
  • intestino delgado y grueso
  • el apéndice
  • páncreas
  • vesícula biliar
  • bazo

La arteria principal del corazón (aorta) y otra vena del corazón (vena cava inferior) también atraviesan el abdomen. El abdomen también alberga los músculos centrales, los cuatro grupos de músculos abdominales que dan estabilidad al tronco y mantienen los órganos en su lugar y protegidos.

Debido a que hay muchas áreas que pueden verse afectadas, el dolor abdominal puede tener muchas causas.

Causas y síntomas comunes

El dolor abdominal es una queja común y puede ser causado o complicado por una variedad de factores.

Las causas comunes incluyen:

1. Gastroenteritis (gripe estomacal)

En este caso, el dolor abdominal suele ir acompañado de náuseas, vómitos y heces blandas y llenas de líquido que se producen mucho antes y con más frecuencia de lo normal después de comer.

Las bacterias o los virus causan la mayoría de los casos y los síntomas generalmente se resuelven en unos pocos días. Los síntomas que duran más de 2 días pueden ser un signo de problemas de salud más graves, como infecciones o afecciones inflamatorias, como la enfermedad inflamatoria intestinal.

Los síntomas comunes incluyen:

  • náusea
  • vomitando
  • fiebre
  • Calambre abdominal
  • hinchazón
  • gas

Obtenga aquí algunos consejos sobre cómo diferenciar entre un virus estomacal y una intoxicación alimentaria.

2. Gas

Los gases se producen cuando las bacterias del intestino delgado descomponen los alimentos que el cuerpo considera intolerantes.

Un aumento de la presión de gas en el intestino puede provocar un dolor agudo. Los gases también pueden causar opresión o restricción en el abdomen y flatulencia o eructos.

Ciertos alimentos pueden provocar gases. Haga clic aquí para averiguar qué alimentos pueden causar gases.

3. Síndrome del intestino irritable (SII)

Por razones desconocidas, las personas con SII son menos capaces de digerir ciertos alimentos o tipos de alimentos.

El dolor abdominal es el síntoma principal de muchas personas con SII y, a menudo, se alivia después de defecar. Otros síntomas comunes incluyen gases, náuseas, calambres e hinchazón.

¿Le gustaría saber más sobre el IBS? Descubra cinco hechos importantes sobre esta condición.

4. Reflujo ácido

Ocasionalmente, los ácidos del estómago viajan hacia atrás, subiendo a la garganta. Este reflujo casi siempre causa una sensación de ardor y dolor acompañante.

El reflujo ácido también causa síntomas abdominales, como hinchazón o calambres.

Obtenga más información aquí sobre las causas, los síntomas y los tratamientos del reflujo ácido.

5. Vómitos

Los vómitos a menudo causan dolor abdominal a medida que los ácidos del estómago viajan hacia atrás a través del tracto digestivo, irritando los tejidos a lo largo del camino.

El acto físico de vomitar también puede causar dolor en los músculos abdominales. Una amplia gama de factores pueden desencadenar los vómitos, que van desde un bloqueo intestinal hasta una intoxicación por alcohol.

Haga clic aquí para obtener más información sobre las muchas causas posibles de los vómitos.

6. Gastritis

Cuando el revestimiento del estómago se inflama o se hincha, puede producirse dolor. Las náuseas, los vómitos, los gases y la hinchazón son otros síntomas comunes de la gastritis.

Haga clic aquí para obtener más información sobre por qué ocurre la inflamación del estómago.

7. Intolerancias alimentarias

Cuando el cuerpo no puede digerir los alimentos, estos son degradados por bacterias intestinales y estomacales, que liberan gas en el proceso.

Cuando hay grandes cantidades de materiales no digeridos, se produce una gran cantidad de gas, lo que provoca presión y dolor.

Náuseas, vómitos, hinchazón, diarrea y dolor abdominal son otros síntomas.

Una persona con intolerancia alimentaria tendrá hipersensibilidad a ciertos alimentos. Obtenga más información aquí sobre los síntomas y las causas de la intolerancia alimentaria y cómo prevenir una reacción.

8. Estreñimiento

Cuando se acumulan demasiados desechos en el intestino, esto aumenta la presión sobre el colon, lo que puede causar dolor.

Puede suceder por muchas razones, que incluyen:

  • muy poca fibra o líquido en la dieta
  • el uso de ciertos medicamentos
  • bajos niveles de actividad física

También puede ser un signo de un trastorno neurológico o un bloqueo en el intestino. Si el estreñimiento persiste y es incómodo, la persona debe consultar a un médico.

Haga clic aquí para obtener más información sobre el estreñimiento, sus causas y cómo solucionarlo.

9. Enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE)

La enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE) es una afección a largo plazo que implica un reflujo ácido persistente.

Puede causar dolor abdominal, ardor de estómago y náuseas. Con el tiempo, puede provocar complicaciones, como inflamación del esófago.

Es un problema común, pero hay tratamiento disponible.

Obtenga más información aquí sobre la ERGE y cómo prevenirla y tratarla.

10. Úlceras de estómago o pépticas

Las úlceras o heridas que no cicatrizan tienden a causar dolor abdominal intenso y persistente. También puede provocar hinchazón, indigestión y pérdida de peso.

Las causas más comunes de úlceras pépticas y de estómago son las bacterias. H. pylori y el uso excesivo o continuo de medicamentos antiinflamatorios no esteroides (AINE).

Si desea saber más sobre las úlceras de estómago, haga clic aquí.

11. Enfermedad de Crohn

La enfermedad de Crohn causa inflamación del revestimiento del tracto digestivo, lo que produce dolor, gases, diarrea, náuseas, vómitos e hinchazón.

Dada su naturaleza crónica, la condición puede conducir a la desnutrición, provocando pérdida de peso y agotamiento.

Puede ser una afección grave, pero es posible que los síntomas no estén presentes todo el tiempo, ya que habrá momentos de remisión. Hay tratamiento disponible para ayudar a las personas a controlar los síntomas.

Obtenga más información sobre la enfermedad de Crohn en nuestro artículo aquí.

12. Enfermedad celíaca

La enfermedad celíaca ocurre cuando una persona es alérgica al gluten, una proteína que se encuentra en muchos granos, como el trigo y la cebada. Provoca inflamación en el intestino delgado, lo que resulta en dolor.

La diarrea y la hinchazón también son síntomas comunes. Con el tiempo, puede ocurrir desnutrición, lo que resulta en pérdida de peso y agotamiento.

Las personas con esta afección deben evitar el gluten.

Obtenga más información aquí sobre la enfermedad celíaca, incluido qué comer y qué evitar si tiene esta alergia.

13. Músculos tirados o tensos

Dado que muchas actividades diarias requieren el uso de los músculos abdominales, es común que se produzcan lesiones o distensiones.

Muchas personas también se concentran mucho en los ejercicios abdominales, lo que aumenta el riesgo de daño. Hacer más abdominales de lo habitual, por ejemplo, puede provocar dolor muscular en la zona abdominal.

14. Cólicos menstruales o endometriosis

La menstruación puede provocar inflamación y dolor en el abdomen. La hinchazón, los gases, los calambres y el estreñimiento también pueden ocurrir durante la menstruación, causando malestar abdominal.

Las mujeres que tienen endometriosis pueden experimentar inflamación y dolor más severos o crónicos. La endometriosis es una afección en la que el tejido que normalmente crece en el útero se desarrolla en otras partes del cuerpo, generalmente en el área pélvica pero a veces en otras partes.

Obtenga más información sobre el dolor menstrual y la endometriosis en nuestros artículos principales sobre estos temas.

15. Infecciones del tracto urinario y de la vejiga

Las infecciones del tracto urinario son causadas con mayor frecuencia por bacterias, principalmente E. coli especies, que colonizan la uretra y la vejiga, provocando una infección de la vejiga o cistitis.

Los síntomas incluyen dolor, presión e hinchazón en el área abdominal inferior. La mayoría de las infecciones también provocan dolor al orinar y orina turbia y con olor fuerte.

Obtenga más información sobre las infecciones del tracto urinario, por qué ocurren y cómo tratarlas.

Otras causas

En algunos casos, el dolor abdominal es un signo de una afección médica que puede ser fatal sin atención médica inmediata.

Las causas menos comunes de dolor abdominal incluyen:

  • apendicitis (apéndice roto) o cualquier otro órgano abdominal roto
  • infección, enfermedad o cálculos renales
  • hepatitis (inflamación del hígado)
  • cálculos en la vesícula biliar (depósitos duros en la vesícula biliar)
  • comida envenenada
  • infecciones parasitarias
  • infección o infarto de un órgano abdominal (cuando el órgano muere debido a la falta de suministro de sangre)
  • afecciones cardíacas, como angina atípica o insuficiencia cardíaca congestiva
  • cáncer de órganos, especialmente cáncer de estómago, páncreas o intestino
  • Hernia hiatal
  • quistes que se han vuelto invasivos o que comprometen el espacio o la función de los órganos

Cuando ver a un doctor

La mayoría de los casos de dolor abdominal no son graves y los síntomas se resuelven con cuidados básicos en el hogar, como reposo e hidratación, en cuestión de horas o días.

Muchos medicamentos disponibles sin receta o en línea, como antiácidos y medicamentos para gases, también ayudan a reducir y controlar los síntomas.

Sin embargo, el dolor abdominal agudo (repentino y severo) o crónico (de larga duración) son a menudo signos de afecciones que requieren atención y tratamiento médicos.

Los síntomas que requieren atención médica incluyen:

  • pérdida de peso inexplicable
  • agotamiento inexplicable
  • cambios o alteraciones en las deposiciones, como estreñimiento crónico o diarrea, que no se resuelven en unas pocas horas o días
  • sangrado rectal (anal) leve o sangre en las heces
  • flujo vaginal inusual
  • dolor crónico que continúa después de tomar medicamentos de venta libre o regresa después de suspender el medicamento recetado
  • signos de infección del tracto urinario

Los síntomas que requieren atención de emergencia incluyen:

  • Dolor repentino y severo, especialmente si va acompañado de fiebre de más de 102 ° F
  • dolor severo que está muy concentrado
  • heces con sangre o negras que pueden ser pegajosas
  • vómitos incontrolables, especialmente si el vómito incluye sangre
  • el abdomen es extremadamente doloroso y sensible al tacto
  • no poder orinar
  • desmayo o pérdida del conocimiento
  • dolor que empeora dramáticamente rápidamente
  • dolor en el pecho, especialmente alrededor de las costillas, que se extiende hacia el abdomen
  • dolor abdominal severo que mejora al permanecer muy quieto

Aunque es poco común, es importante que las personas que experimentan estos síntomas busquen atención médica de emergencia.

none:  vascular ébola intolerancia a la comida