¿Existen remedios caseros para la neumonía?

Incluimos productos que creemos que son útiles para nuestros lectores. Si compra a través de los enlaces de esta página, es posible que ganemos una pequeña comisión. Este es nuestro proceso.

La neumonía es un trastorno inflamatorio de los pulmones debido a una infección de las vías respiratorias. Es una afección grave y los remedios caseros no la tratarán ni curarán.

Sin embargo, ciertos remedios caseros pueden ayudar a aliviar los síntomas y mejorar la curación durante el período de recuperación.

La neumonía puede poner en peligro la vida. La ayuda médica es esencial y muchas personas necesitarán pasar tiempo en el hospital. Posteriormente, la recuperación puede llevar varias semanas o meses.

Aunque el tratamiento médico es esencial, los remedios caseros pueden ayudar a una persona a controlar los síntomas y mejorar su nivel de comodidad cuando no está en el hospital.

Los factores que aumentan el riesgo de neumonía incluyen:

  • tener menos de 5 o más de 65 años
  • estar expuesto al humo del tabaco y a la contaminación del aire
  • tener asma
  • tener un sistema inmunológico debilitado
  • tener otras afecciones médicas, incluido COVID-19

En este artículo, obtenga más información sobre las causas, los síntomas y los remedios caseros asociados con la neumonía y sus efectos.

Causas y sintomas

Una persona con neumonía debe descansar lo suficiente y beber muchos líquidos.

La neumonía puede ocurrir por varias razones. Por ejemplo, a menudo se desarrolla debido a otra enfermedad o infección, como enfermedad pulmonar obstructiva crónica, gripe o COVID-19.

Cuando el sistema inmunológico de una persona está sano, su cuerpo a menudo puede prevenir infecciones graves.

Sin embargo, si las bacterias, los hongos o los virus abruman el sistema inmunológico, puede producirse una enfermedad más grave.

Los síntomas más comunes de la neumonía incluyen:

  • tos
  • dificultad para respirar
  • Dolor de pecho
  • fiebre
  • escalofríos
  • fatiga y dolores musculares
  • un dolor de cabeza debido a una tos persistente

COVID-19 y neumonía

Los principales síntomas de COVID-19 incluyen tos seca persistente y fiebre.

Si una persona presenta dolor de pecho severo o dificultad para respirar, un médico lo tratará como neumonía.

Es posible que la persona necesite pasar un tiempo en el hospital, usando un respirador para ayudarla a respirar. Los remedios caseros no ayudarán en este caso.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) señalan que la mayoría de las personas experimentarán síntomas leves y deben quedarse en casa hasta que se sientan mejor.

Sin embargo, si una persona presenta síntomas más graves, como dificultad para respirar, es fundamental buscar atención médica de inmediato.

Remedios caseros para los síntomas de la neumonía

Dependiendo de la causa de la neumonía, un médico le recetará medicamentos para tratar la infección.

Durante la recuperación, también recomendarán:

  • descansar lo suficiente
  • comer alimentos nutritivos
  • beber muchos líquidos

Además, algunos remedios caseros pueden ayudar a una persona a controlar los síntomas y mejorar la recuperación. Las siguientes secciones los discutirán con más detalle.

Tos

Si los pulmones están produciendo moco adicional como parte de una reacción inmunitaria, el cuerpo usará la tos para tratar de expulsar este líquido de los pulmones. Por esta razón, es posible que un médico no recomiende el uso de un supresor de la tos.

Sin embargo, algunos métodos naturales pueden ayudar a reducir la gravedad de la tos, que incluyen:

1. Té de menta, eucalipto y fenogreco

Muchos tés de hierbas calientes pueden ayudar a calmar la garganta irritada, pero las hierbas pueden ser más beneficiosas.

Un estudio de 2011 encontró que las hierbas, incluidas la menta y el eucalipto, tenían un efecto calmante en la garganta de las personas con infecciones del tracto respiratorio superior. Estas hierbas pueden ayudar a disolver la mucosidad y aliviar el dolor y la inflamación causados ​​por la neumonía.

Una revisión de 2018 señala que las semillas de fenogreco podrían ayudar a descomponer la mucosidad. Por lo tanto, un té hecho con semillas de fenogreco molidas puede aliviar la tos persistente.

Los aceites de eucalipto y árbol de té también pueden ayudar a aliviar la tos. La gente puede usarlos en un difusor. Sin embargo, deben intentar limitar su exposición al principio, para asegurarse de que el uso de aceites no empeore sus síntomas.

2. Hacer gárgaras con agua salada

La mucosidad en la garganta y el pecho puede provocar más tos e irritación. Hacer gárgaras con agua salada tibia puede ayudar a eliminar la mucosidad o los gérmenes en la garganta, lo que puede brindar cierto alivio.

Dificultad para respirar

La dificultad para respirar es un síntoma común de las infecciones respiratorias. Si una persona tiene dificultad para respirar, necesita atención médica inmediata.

Sin embargo, si los síntomas son leves, los siguientes consejos pueden ayudar:

3. Cafeína

Beber una pequeña cantidad de cafeína, como una taza de café o té negro o verde, puede ayudar a abrir las vías respiratorias en los pulmones. Esto podría ayudar a una persona a respirar más fácilmente.

4. Aire caliente y húmedo

Inhalar aire caliente y húmedo puede facilitar la respiración y evitar que la garganta se apriete. Respirar el vapor de la ducha o respirar con una taza de té caliente puede ayudar.

5. Descanso

El descanso es vital para la reparación celular en el cuerpo, pero puede ser especialmente beneficioso para la dificultad para respirar. Una persona con neumonía puede beneficiarse de mantener el esfuerzo físico al mínimo.

Dolor de pecho

El malestar en el pecho es un síntoma común de neumonía. Los siguientes remedios pueden ayudar a aliviar este síntoma:

6. Té de jengibre o cúrcuma

Una tos persistente puede provocar dolor en el pecho. Beber té caliente hecho con jengibre fresco o raíz de cúrcuma puede ayudar a reducir este dolor.

Las raíces de ambas plantas pueden tener un efecto antiinflamatorio natural en el cuerpo.

Pica una pieza del tamaño de un pulgar de cualquiera de las raíces y hiérvela en medio litro de agua. Si una persona prefiere el té fuerte, puede hervirlo por más tiempo o agregar más de la raíz. Si el sabor es demasiado fuerte, pueden intentar agregar una cucharada de miel.

Fiebre

Una persona con neumonía también puede tener fiebre. Siempre que la fiebre sea leve, es posible que una persona desee utilizar remedios naturales para controlarla.

Sin embargo, si la fiebre es alta o persistente, es importante buscar ayuda médica. Podría ser un síntoma de una infección grave.

Los siguientes remedios pueden ayudar a aliviar la fiebre leve:

7. Hidratación

Cuando una persona tiene fiebre, consumir líquidos y electrolitos puede ayudar a prevenir la deshidratación. Beber bebidas frías o comer paletas heladas caseras puede ayudar a hidratar el cuerpo y enfriarlo.

8. Té de fenogreco

Como señala la revisión de 2018 anterior, hacer té con semillas de fenogreco puede alentar a una persona a sudar, lo que podría reducir su temperatura.

9. Analgésicos de venta libre

Algunos medicamentos de venta libre, como el ibuprofeno (Advil), pueden ayudar a reducir la fiebre y el dolor. Es importante tomar estos medicamentos con alimentos y no exceder la dosis recomendada.

10. Un baño tibio o una compresa.

Remojar el cuerpo en agua tibia puede ayudar a enfriarlo.

Si no es posible bañarse, aplique toallas o paños en el cuerpo después de mojarlos en agua tibia y escurrirlos. Esto puede ayudar a que el cuerpo se enfríe. Cuando las toallas se calienten, sumérjalas en el agua nuevamente y vuelva a aplicarlas.

Escalofríos

Los escalofríos son a menudo un síntoma secundario de fiebre. Los siguientes remedios caseros pueden ayudar a aliviar los escalofríos:

11. Líquidos calientes

Beber líquidos calientes puede ayudar a calentar el cuerpo y prevenir los escalofríos.

Algunos ejemplos incluyen:

  • agua tibia
  • infusiones de hierbas
  • un plato de sopa

Evite los refrescos y consuma agua o líquidos que contengan nutrientes.

Síntomas generales

Algunos alimentos contienen compuestos que pueden ayudar a estimular el sistema inmunológico, combatir las bacterias y controlar la inflamación. Estos pueden ayudar a aliviar los síntomas de la neumonía en general. Por ejemplo:

12. Compuestos naturales adicionales

Varios productos caseros contienen compuestos que pueden ayudar a impulsar el proceso de curación. Ejemplos incluyen:

  • ajo
  • miel cruda
  • pimienta de cayena
  • aceite de árbol de té
  • equinácea

Vale la pena señalar que ninguna de estas sustancias o remedios tratará o curará la neumonía o cualquiera de las enfermedades relacionadas con ella, incluido el COVID-19.

Sin embargo, siempre que los síntomas sean leves o la persona se esté recuperando, pueden ayudarla a sentirse mejor y contribuir a su bienestar general.

Cuando ver a un doctor

Cualquiera que tenga dificultad para respirar debe buscar ayuda médica para el diagnóstico y tratamiento.

Es fundamental seguir cualquier plan de tratamiento médico que el médico recomiende y solicitar ayuda adicional si los síntomas empeoran o no mejoran al cabo de unos días.

Un médico también puede aconsejarle sobre algunas formas de prevenir que la neumonía vuelva a desarrollarse.

Prevenir la neumonía de forma natural

No siempre es posible prevenir la neumonía, pero algunas elecciones de estilo de vida pueden reducir el riesgo de desarrollarla o experimentar síntomas graves.

Éstos incluyen:

  • adoptar una dieta variada y saludable
  • hacer ejercicio con regularidad
  • no fumar
  • evitando la contaminación del aire, si es posible
  • controlar los niveles de estrés y dormir lo suficiente
  • Practicar un buen lavado de manos para reducir el riesgo de infección.
  • siguiendo las instrucciones que el médico recomiende para mantenerse saludable

En el caso del COVID-19, los expertos aconsejan el distanciamiento físico de otras personas para evitar la propagación del virus.

Los hábitos de vida saludables pueden ayudar a fortalecer el cuerpo para combatir las infecciones, incluidas las que provocan neumonía.

Resumen

La neumonía puede poner en peligro la vida y, por lo general, requiere tratamiento médico.

Muchas personas necesitarán pasar tiempo en el hospital y puede llevar meses recuperarse por completo.

Durante el período de recuperación, algunos tratamientos caseros pueden ayudar a una persona a sentirse mejor y estimular la curación de su cuerpo.

COMPRAR REMEDIOS PARA EL HOGAR

Muchos de los remedios caseros enumerados anteriormente están disponibles para comprar en línea:

  • té de menta
  • té de eucalipto
  • té de fenogreco
  • te de gengibre
  • té de cúrcuma

Lea el artículo en español.

none:  medicina deportiva - fitness vascular melanoma - cáncer de piel