¿Qué puede causar dolor de estómago al respirar?

El dolor de estómago al respirar puede tener varias causas posibles, como una hernia de hiato, pleuresía o reflujo ácido. El dolor al respirar también puede indicar una emergencia médica.

Cuando una persona respira, el diafragma se contrae y se relaja a medida que el aire entra y sale de los pulmones. El diafragma es un músculo delgado y grande que se encuentra en la parte inferior del pecho.

Debido a la posición del estómago justo debajo del diafragma, el dolor al respirar puede sentirse como si estuviera en el estómago cuando en realidad proviene del diafragma u otros músculos y tejidos del pecho cercanos.

En este artículo, describimos algunas de las posibles causas del dolor de estómago al respirar. También explicamos cuándo consultar a un médico.

Lesión

Una lesión en el diafragma puede causar dolor de estómago al respirar.

Como ocurre con cualquier músculo, es posible que una persona se lesione el diafragma. Las causas de las lesiones del diafragma pueden incluir:

  • fuertes golpes en el pecho
  • lesiones que penetran el pecho
  • tos severa
  • cirugía

Puede ser difícil para los médicos diagnosticar las lesiones del diafragma porque a menudo ocurren junto con otras lesiones importantes en el abdomen y el área del pecho. También es posible que una persona no experimente síntomas hasta semanas o incluso meses después de que ocurrió la lesión.

Los síntomas de una lesión del diafragma pueden incluir:

  • dolor en el abdomen o el pecho
  • respiración dificultosa
  • tos
  • náusea
  • vomitando

El diafragma necesita moverse continuamente para apoyar la respiración, por lo que no es posible que una lesión se recupere solo con el descanso. Las personas con lesiones en el diafragma generalmente requieren cirugía para reparar el daño.

La enfermedad por reflujo gastroesofágico

La enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE) es una afección en la que el ácido se escapa del estómago y regresa al esófago o al esófago.

El síntoma más común de la ERGE es la acidez de estómago, que es una sensación de ardor y dolor que se produce en la mitad del pecho o el abdomen. Sin embargo, no todas las personas con ERGE experimentan acidez estomacal.

Otros síntomas de la ERGE pueden incluir:

  • dolor en el pecho o en la parte superior del abdomen
  • dificultad para respirar
  • náuseas o vómitos
  • mal aliento
  • dolor al tragar o dificultad para tragar
  • la caries dental

La ERGE puede ocurrir cuando la válvula en la parte inferior del esófago se debilita o se deteriora. Las causas de la ERGE y los posibles factores de riesgo incluyen:

  • tener sobrepeso
  • estar embarazada
  • de fumar
  • ciertos medicamentos, como bloqueadores de los canales de calcio y medicamentos antiinflamatorios no esteroides
  • Hernia hiatal

Algunas personas pueden controlar los síntomas de la ERGE haciendo cambios en la dieta y el estilo de vida. Estos pueden incluir:

  • mantener un peso saludable o perder peso si es necesario
  • evitando usar ropa ajustada
  • dejar de comer al menos 2 horas antes de acostarse
  • tener varias comidas pequeñas al día en lugar de tres comidas grandes
  • mantener el cuerpo erguido después de comer
  • dejar de fumar si es necesario
  • levantar la cabecera de la cama de 6 a 8 pulgadas

Ciertos alimentos también pueden desencadenar o empeorar los síntomas en algunas personas. Evitar estos alimentos puede ayudar a reducir o prevenir los síntomas.

Ejemplos de alimentos desencadenantes comunes incluyen:

  • chocolate
  • café
  • menta
  • alimentos grasosos, grasos o picantes
  • Tomates
  • alcohol

Los médicos también pueden recetar medicamentos que ayuden a reducir el ácido del estómago y controlar los síntomas. Para las personas con ERGE difícil de tratar, un médico puede recomendar una cirugía.

Hernia hiatal

Fumar puede aumentar el riesgo de una persona de sufrir una hernia de hiato.

Una hernia de hiato, o hernia de hiato, ocurre cuando la parte superior del estómago empuja a través de una sección debilitada del diafragma.

Los médicos no comprenden completamente qué causa una hernia de hiato, pero los factores de riesgo incluyen:

  • tener más de 50 años
  • tener sobrepeso u obesidad
  • de fumar

Una hernia de hiato no suele causar síntomas en sí misma, pero puede facilitar que el ácido del estómago fluya hacia el esófago, lo que puede provocar ERGE.

Los síntomas más comunes de la ERGE son ardor de estómago y reflujo ácido, pero también pueden causar dificultad para respirar y dolor en el pecho o el abdomen.

Es posible que las personas con una hernia de hiato que presenten pocos o ningún síntoma no requieran tratamiento.

Para las personas con síntomas, el tratamiento es generalmente similar al de la ERGE e incluye modificaciones en el estilo de vida y medicamentos que reducen el ácido del estómago. Si estos tratamientos no son efectivos, un médico puede recomendar una cirugía.

El embarazo

Durante el embarazo, el útero de la mujer se expande, lo que puede ejercer presión sobre el diafragma. Los cambios hormonales, como el aumento de los niveles de progesterona, también pueden provocar una respiración más profunda.

Estos dos cambios pueden causar dificultad para respirar y dolor o malestar en el pecho o el abdomen en algunas mujeres, particularmente en el tercer trimestre.

Una mujer embarazada puede reducir el dolor y las dificultades respiratorias si:

  • manteniendo una buena postura
  • usar almohadas para apoyar la parte superior del cuerpo mientras duerme
  • tomárselo con calma y evitar las actividades que desencadenan o empeoran los síntomas, como el ejercicio extenuante

Pleuritis

La pleuresía es una inflamación de la pleura, que es una membrana delgada que se pliega sobre sí misma para cubrir los pulmones y revestir el interior de la cavidad torácica. Esta inflamación crea fricción entre las dos capas de la membrana, lo que puede causar un dolor agudo y punzante en el pecho cuando una persona respira profundamente o tose.

Otros síntomas de la pleuresía pueden incluir:

  • dificultad para respirar
  • pérdida de peso involuntaria
  • tosiendo
  • fiebre y escalofríos

Otros trastornos pleurales implican la acumulación de gas, líquido o sangre dentro del espacio pleural, que es el área entre las dos capas de la membrana.

Estos trastornos pueden provocar síntomas similares a los de la pleuresía, junto con:

  • frecuencia cardíaca rápida
  • fatiga
  • ansiedad
  • inquietud
  • insuficiencia respiratoria

Las personas con síntomas de un trastorno pleural deben consultar a un médico lo antes posible. Las opciones de tratamiento dependerán del tipo de trastorno, las causas subyacentes y la gravedad de los síntomas.

Los médicos pueden recetar medicamentos antiinflamatorios para ayudar a aliviar los síntomas. También pueden recomendar un procedimiento para eliminar líquidos, gases o sangre del espacio pleural.

Cuando ver a un doctor

Una persona que experimenta dolor abdominal intenso o continuo o problemas respiratorios debe consultar a un médico.

El dolor en el área del estómago o el abdomen que se produce al respirar puede desaparecer sin tratamiento. Sin embargo, las personas con dolor abdominal intenso, recurrente o continuo o dificultades respiratorias deben consultar a un médico.

Cualquiera que experimente los siguientes síntomas debe buscar atención médica inmediata:

  • dificultades respiratorias graves
  • dolor de pecho agudo y severo
  • mareo
  • Confusión
  • vómitos frecuentes

Resumen

El dolor de estómago al respirar a menudo se debe a un problema con el diafragma u otros músculos o tejidos de la cavidad torácica en lugar del estómago en sí. Las causas pueden incluir lesiones del diafragma, hernia de hiato, embarazo, ERGE y pleuresía.

Es importante consultar a un médico por el dolor recurrente, continuo o que empeora al respirar. Busque atención médica inmediata en caso de dolor de pecho intenso o dificultad para respirar.

none:  enfermedad de Huntington dolor de cuerpo obesidad - adelgazamiento - fitness